Llega a España La Validación Digital (DIVA)


 

Madrid, 06 de mayo de 2016.- Hasta la fecha, al volver a su país, el turista extracomunitario debía sellar en la aduana los formularios para poder cobrar el IVA de sus compras tax free realizadas en comercios españoles, lo que le obligaba a soportar largas colas. Ahora, la Agencia Estatal de la Administración Tributaria (AEAT) ha puesto en marcha la validación digital de la devolución del IVA, conocida como “DIVA”, que simplificará y agilizará los trámites, permitiendo realizar la gestión en poco más de un minuto, según Global Blue, primer operador internacional de tax free, quien ha arrancado este procedimiento digital con la marca Loewe en la T1 del aeropuerto de Madrid, habiéndose realizado hoy mismo la primera transacción.

De esta forma, Global Blue se convierte en el primer  operador en participar en este proyecto, que es uno de los puntos estratégicos del Plan de Turismo de Compras lanzado a finales de 2014 conjuntamente por los ministerios de Industria, Energía y Turismo; Fomento; Economía y Competitividad; Hacienda y Administraciones Públicas, y Asuntos Exteriores y Cooperación.

Y es que, si tradicionalmente era la aduana la que inspeccionaba de forma manual la documentación del viajero y ponía un sello físico de validación para poder cobrar el IVA; con el nuevo procedimiento electrónico, el turista sólo tiene que escanear el código de barras del formulario tax free en el quiosco de validación antes de salir del país para, una vez validado, cobrar directamente.

Según el director general de Global Blue España, Luis Llorca, “el objetivo de este plan es atraer al turista de valor para construir un modelo turístico más sostenible, que gaste más en nuestros comercios y genere mayor riqueza y empleo. Además, el perfil de este tipo de turista, que viaja más en nuestra temporada baja, propicia una menor estacionalidad de la demanda”.

Concretamente, Global Blue está actuando como enlace entre la AEAT, el sector del retail y los viajeros para no sólo dar a conocer la validación digital de la devolución del IVA entre los turistas, sino también promover que las tiendas se adapten a este nuevo sistema digital con el objetivo de que la emisión y validación digital sea obligatoria en el medio plazo.

El proceso de adaptación es sencillo, ya que las tiendas sólo necesitan un dispositivo electrónico con conexión a Internet (tablet, PC, datáfono…) y una impresora. Cuando el viajero compra, el comercio genera automáticamente el formulario tax free digital con el correspondiente código de barras, que el turista puede incluso llevar en el móvil.

Más de dos millones de viajeros al año se beneficiarán de la validación digital de sus compras tax free

Antes de final de año está previsto que todos los puertos y la red de aeropuertos de Aena tengan habilitados los quioscos de validación digital que permitan escanear directamente el formulario tax free, haciendo posible que entre dos y tres millones de viajeros se beneficien al año de este servicio.

Esta colaboración público-privada, que ya es una realidad en países de referencia en el turismo de shopping como Francia o Italia, marcará un antes y un después en el posicionamiento de España como destino de compras, situándose además por delante de Alemania o Reino Unido, que aún no cuentan con este servicio.  

Según Llorca, “al digitalizar el proceso y agilizar el cobro del IVA, la devolución de este impuesto mejora la experiencia de compra del turista, pero también genera un retorno para la Administración: aumenta la eficacia de los controles sobre los objetos que salen de nuestras fronteras, refuerza la seguridad del procedimiento de devolución del impuesto evitando posibles fraudes derivados del uso de justificantes en papel y sellos de caucho y reduce costes, al promover iniciativas digitales en el ámbito de la Administración Pública”.

 

Global Blue es el primer operador internacional de Tax Free con más de 35 millones de devoluciones de IVA al año. La compañía, que fue pionera en la puesta en marcha de este servicio en la década de los ochenta, convirtiendo la devolución de impuestos en una herramienta de ventas, ofrece soluciones a los retailers del sector del lujo para mejorar su negocio con clientes extranjeros, a la vez que ayuda a los turistas a mejorar su experiencia de compra durante el viaje. Con presencia en más de 43 países, dispone de más de 270.000 tiendas afiliadas a nivel internacional, dando servicio a casi 100.000 viajeros. Más información en www.globalblue.com y en Twitter en @GlobalBlueES.